Situaciones que se escapan del control parental - Danba
Situaciones que se escapan del control parental

Situaciones que se escapan del control parental

Cada uno de los que somos padres quisiéramos tener a nuestros niños bajo nuestra mirada todo el día, las 24 horas, pero eso no es posible. El cuidado de los más pequeños lo vamos delegando en otras personas, incluso lo vamos dejando en las manos de nuestros propios niños porque debemos darle nuestro espacio, pero mientras más los dejamos, más expuestos pueden estar.

Sobre todo cuando uno los deja ir solos al colegio se siente mucha angustia, nos gustaría que en el camino se sintiera la misma seguridad que se siente en la casa con el sistema de seguridad que nos instalan los cerrajeros gava, pero eso no es posible. Incluso al llegar a la escuela uno no sabe que pueda pasar, pues hemos visto como han ocurrido desgracias en estos entornos.

En el caso de las escuetas, al ser recintos cerrados, uno podría decir que con un buen sistema instalado por un buen cerrajero 24 horas mollet, y un buen control de acceso podríamos estar tranquilos, y en verdad es así, pero en el camino desde la casa y hacia la casa no se puede asegurar nada.

Se han registrado miles de casos de niños que son secuestrados cuando van vía a la escuela o cunado están saliendo de ella. Se han reportado miles de casos en donde personas con malas intenciones les ofrecen drogas a los niños para crear vicios en ellos; toso eso se escapa de nuestro control.

Puede que tengamos a alguien que lleve a los niños ida y vuelta del colegio, pero también se pueden presentar problemas en esas oportunidades, pero debemos entender que esas son situaciones que se escapan del control parental.

Lo único que podemos hacer como padres es hablar con nuestros hijos para que adopten medidas de seguridad básicas que bajen las posibilidades de que sean víctimas de esta situación, el reto es que ellos entiendan que es necesario que sigan esas órdenes.

El problema con lo nuños y la seguridad es la ingenuidad; los niños son muy confiados porque su inocencia nos le permite pensar que hay personas malas en el mundo, ellos no conocen la maldad. De hecho, yo creo que no es sano decirle a un niño que en el mundo todo es malo y peligros pues el año se va creando complejos y crece como un ser asocial y temeroso.

Todo el conocimiento trasmitido a los niños debe graduarse para que surta efecto sin repercusiones más allá de lo esperado y en materia de seguridad debemos encontrar las maneras de que sepan detectar una situación peligrosa sin que le tengan miedo a todos lo que le rodena.

Sin dudas, nososotros queremos protegerlos, pero es inevitable que ellos estén expuestos a estas situaciones, y no vale la pena retenerlos de la realidad pues tarde o temprano van a tener que hacerle frente a la vida.


Comments are closed.