Refuerzo emocional de los padres hacia los hijos - Danba
Refuerzo emocional de los padres hacia los hijos

Refuerzo emocional de los padres hacia los hijos

Siempre que hablamos de control parental entra en juego el efecto que eso causa sobre los niños, pues aunque pueda parecer que no influye, sí que lo hace. Depende de la actitud que tomemos con nuestros hijos y su crianza que se desenvuelvan mejor o peor cuando sean grandes. Los padres solemos inducir conductas en nuestros hijos según nuestras propias convicciones y eso puede causar graves problemas.

Es una cuestión de seguridad en todos los sentidos. Imagina que un niño es como una casa y con tu crianza solo le das una cerradura barata, llena de temores ante los ataques, es probable que cuando llegue la hora de actuar por su cuenta, no reaccione bien. Esto me lo ha dicho un cerrajero que sabe mucho del tema; los cerrajeros 24 horas son expertos en seguridad.

Ahora bien, lo contrario sería que tu crianza fuese tal. Que fortaleciera esa cerradura, que el niño supiera que está bien, que está mal y no le temiera a los ataques de la vida, eso sería lo ideal…

¿Qué hacemos mal los padres? Básicamente todo lo hacemos mal, por ejemplo, si a nosotros no nos gusta algún alimento, le creamos el hábito al niño de que no lo coma, que sabe mal, que no es rico. En un momento en donde el niño se encuentre solo, en la escuela o en algún otro lugar, y lo que haya para comer sea eso que no nos gusta a nosotros, entonces va a haber un problema, se va creado un complejo.

Si a ti te dan miedos las alturas, probablemente no vas a querer que se monte en nada alto y el niño va a ir desarrollando el mismo miedo. Él no necesariamente le tiene miedo a las alturas, pero tú has programado su cerebro para que le tema.

Te puedo seguir dado limes de ejemplo y es que, sin dar nos cuenta vamos pasando esos temores a nuestros hijos que no fortalece la seguridad en sí mismo.

El aspecto físico es algo muy importante. Yo siempre he dicho que el autoestima de cada quien va  desdén de como nuestros padres nos hayan visto desde pequeños. Por ejemplo, si un padre le dice a su hijo que es gordo y que por eso la gente no lo va a querer, entonces el niño lo asume- lo peor es que mucha gente lo hace- si tú no aceptas como es, el niño va a entender que algo en él está mal y no va a sentirse seguro.

¿Qué debemos hacer los padres? Superar nuestros propios miedo, no pasarlos a nuestros hijos. Si no os gustan las alturas, no veamos cuando el niño decida lanzarse de un tobogán y felicitémoslo cuando lo logre, eso le da confianza, eso solo por poner un ejemplo.


Comments are closed.